¿Me puedo hacer una mamografía con prótesis de mámas?

Tardarás solo 4 minutos en leer esto.

Son muchas las pacientes que antes y después de haberse realizado una cirugía mamaria con prótesis nos preguntáis acerca de si existe algún problema futuro en la realización de vuestras exploraciones mamarias en un futuro.

 

Y es una preocupación muy frecuente, dada que la incidencia del cáncer de mama actualmente se sitúa en 1 de cada 8 mujeres, es de vital importancia que tengáis estas dudas resueltas.

Es importante aclarar que, en líneas generales, el ser portadora de implantes mamarios no interfiere con las pruebas y exploraciones mamarias ni con la detección precoz de la enfermedad mamaria. De hecho, debéis saber que la mayor parte de las reconstrucciones de los tumores mamarios se realizan con prótesis exactamente iguales a las que se utilizan para fines únicamente estéticos.

Igualmente, los protocolos y exámenes para la prevención y detección precoz del cáncer de mama son exactamente los mismos tanto para las mujeres sin implantes como con implantes mamarios.

Cada vez hay más mujeres portadoras de implantes mamarios y además, cada se operan pacientes más jóvenes, a las cuales se les aconseja revisiones anuales y que no más tarde de los 10 o 12 años de haber implantado las prótesis se debe revisar el estado de las mismas mediante una ecografía, que inicialmente es la prueba de elección para evaluar el estado de las prótesis. Si surgiera cualquier duda puede que esté indicado realizar una resonancia magnética, pero hay que saber que no hay ninguna prueba de imagen que ofrezca una fiabilidad del 100×100 y ante la duda de un posible deterioro de la prótesis es conveniente plantear una revisión quirúrgica y un recambio de prótesis.

Lo que si se debe tener en cuenta cuando llevamos prótesis y nos vayamos a realizar cualquier prueba de imagen mamaria, pero especialmente una mamografía, es indicar al radiólogo que nos la vaya a realizar de que somos portadoras de prótesis mamarías. Este punto es importante, ya que la técnica y la colocación de la mama se realiza de manera ligeramente diferente sobre todo en las pruebas de mamografía para poder realizar la prueba con seguridad diagnóstica y no dañar la prótesis.

Un dato importante que debemos que debemos conocer y también comunicar al profesional, es donde llevamos ubicada la prótesis, si submuscular o subglandular. Si bien es cierto que ninguna de las ubicaciones del implante se considera una interferencia para las pruebas de exploración mamaria, cuando la prótesis está colocada detrás de la glándula mamaria por delante del músculo pectoral puede complicar la exploración de la glándula ya que el parénquima mamario se encuentra comprimido entre la prótesis y la piel.

Cuando la prótesis se coloca detrás del músculo pectoral, que es la ubicación más habitual y nuestra preferida, simplemente se utiliza una proyección diferente a las habituales. En este caso la prótesis no interfiere en el tejido glandular y puede ser revisado normalmente.

La técnica adecuada que utilizará el radiólogo para la realización en mamografías de mujeres portadoras de prótesis es la maniobra EKLUND. Dicha maniobra consiste en traccionar la mama hacia fuera y la prótesis hacia la pared torácica. De este modo mejoraremos la compresión del tejido mamario. Dicha maniobra resulta más compleja y debe de ser realizada por un profesional experimentado.

Aunque extremadamente infrecuente existe la posibilidad de que una mala técnica en la realización de la mamografía o cuando esta se realiza sobre implantes defectuosos o con cierto deterioro por el paso de los años, estos puedan sufrir algún tipo de rotura que precisen de recambio.

Para concluir, hay que insistir en que todas las mujeres, sean portadoras o no de prótesis deben seguir los protocolos indicados de prevención y detección de cáncer mamario. En líneas generales, el ser portadora de prótesis no interfiere con este tipo de exploraciones, e incluso existe evidencia de que las pacientes portadoras de prótesis están mucho más pendientes de su mama y son capaces de detectar mediante autopalpación cualquier pequeña tumoración nueva que aquellas pacientes que no están operadas y prestan menor atención a sus mamas.

Os dejamos una imagen de mamografía en paciente portadora de prótesis donde podéis observar como podemos observar perfectamente la prótesis mamaria y la glándula.

mamografía en paciente portadora de prótesis

Responder